Detector magnético de apertura de puertas y ventanas

El detector de apertura con tecnología Shocksensor de Verisure es un exclusivo dispositivo inalámbrico que se instala en puntos de entrada –como puertas, ventanas o vidrieras- para activar un disparo de alarma cuando se abre o manipula uno de estos accesos protegidos.

Gracias a la tecnología Shocksensor, el sensor de apertura de nuestra alarma es capaz de detectar al intruso antes de que entre. Solo Verisure te ofrece la detección de apertura con sensibilidad a golpes y vibraciones en un solo dispositivo e incluido en la cuota de abono, facilitando la detección anticipada de la intrusión tanto para hogares como para negocios.

Detector de apertura para puertas y ventanas

De instalación fácil y rápida, el detector de apertura consta de dos piezas; una se coloca en el marco de la puerta o ventana y la otra en la hoja o pieza abatible. Entre ambos elementos del sensor se forma un campo magnético que, al interrumpirse por la separación o vibración de las piezas, activa la alarma para alertar de una posible intrusión y activar el protocolo de seguridad.

Forzar cerraduras o romper vidrios son técnicas de robo habituales. De hecho, uno de cada cinco ladrones accede por la puerta principal para perpetrar sus robos; un porcentaje alto de los robos se realizan a través de una ventana. Por eso, es fundamental controlar estos accesos y contar con un sensor que no solo detecte la apertura, sino también los golpes y las vibraciones que los intrusos generan al intentar entrar.

Cuando uno de los sensores de apertura Shocksensor detecta un intento de intrusión, nuestra Central de Monitoreo recibe y verifica la señal. En un tiempo medio de solo 60 segundos atendemos el disparo de alarma y, al comprobar que se está produciendo un intento de robo, activamos el protocolo de seguridad con aviso a la Policía. Gracias a esta tecnología y a nuestro protocolo de actuación, minimizamos las falsas alertas y mejoramos la detección de intrusiones.

Además, el detector de apertura es un dispositivo de especial utilidad para controlar las entradas y salidas de un hogar o un pequeño negocio; cuenta con un indicador visual que, mediante un sencillo sistema de colores, informa la apertura y cierre de los puntos de acceso protegidos cuando el sistema anti-intrusión está desconectado.

La instalación del detector de apertura es muy fácil y limpia: únicamente requiere de un tornillo o cinta adhesiva doble faz para mantenerse fijo a la puerta o ventana que se desee controlar. Además, gracias a su batería de larga duración, el detector de apertura ofrece meses de autonomía y un largo periodo de funcionamiento, sin necesidad de conectarlo a una fuente de alimentación externa.

Características técnicas:

  • Comunicación bidireccional por radiofrecuencia
  • LED incorporado para indicar apertura y cierre de puertas y ventanas
  • Tecnología Shocksensor y detección dual: localiza golpes y ataques continuados
  • Batería de larga duración incorporada
  • Filtro avanzado de vibraciones ambientales para evitar falsas alarmas
  • Detector tamper para evitar sabotajes en las dos piezas del dispositivo
  • Comunicación codificada (más de 4 billones de combinaciones)

Detector de apertura Verisure de Securitas Direct